Hoy te traigo una foto que no es mía. Una foto que aparte de que me parece estupenda (será cuestión de opiniones) ha sido la protagonista de una historia que por desgracia ocurre demasiado a menudo. La foto está tomada por Antonio Quinzán, historiador de formación, pero viajante y amante de compartir sus experiencias con sus lectores.

El caso es que en uno de sus últimos viajes por Ecuador, estuvo en Montañita, una población con gran fama surfera entre los aficionados. La foto en cuestión la sacó en uno de los atardeceres que estuvo por allí y le quedó así de estupenda. A mí, la textura de la ola salpicando el sol me encanta.

Antonio utiliza las redes sociales para compartir sus viajes y muchas de sus fotografías. Y como siempre, los hay que se creen que lo que comparte es de todos y pueden hacer con ello lo que quieras. Así hubo una “agencia de viajes” que se dedicó a distribuir esta foto. Que en principio no está mal, si es que la encuentran interesante para sus seguidores. Pero de ahí a plantarle su logo en grande en la parte superior derecha y en pequeñito (muy pequeñito) tan abajo que prácticamente no se veía, el nombre del autor.

Cabe decir que tras la queja de Antonio, la empresa retiró la foto. Pero y ¿si no se hubiera dado cuenta?

No todos se acaban de fiar de esos bichos por muy amorosos y cariñosos que se pongan...
Artículo anterior

Celebración del Año Nuevo Chino - Barcelona

El pollo...
Artículo siguiente

Restaurante Los Caracoles o vivir gastronómicamente del cuento

3 comentarios

  1. 10 febrero, 2014 a 22:24 — Responder

    La verdad nunca me imaginé que nadie pudiera sentirse interesado por copiar alguna de mis fotografías. Cuando empecé con la web y las redes sociales me planteé o subir las imágenes con marca de agua o muy reducidas de tamaño y calidad.
    Opté por esta segunda solución ya que las imágenes quedaban bastante desvirtuadas, pero aún así esta semana y con esta imagen que se ha convertido en viral ha pasado lo que comentas de manera exacta en este post. Afortunadamente tras un primer toque de atención la web en cuestión retiró su logo de mi imagen inmediatamente.
    Todo esto hace que me vuelva a plantear si poner mi logo o marca de agua en todas mis fotos sería lo más adecuado.
    Lo pensaré.
    Y de nuevo gracias por los comentarios sobre mi fotografía, que siempre son de agradecer :-)
    Saludos
    Antonio Quinzán

    • 11 febrero, 2014 a 10:35 — Responder

      Es verdad, Antonio, las fotos con marca de agua pierden mucho… yo también me lo planteo a veces, y no porque sean grandes fotos, sino porque fastidia ver que tu trabajo lo usan otros sin la citar la autoria…

  2. 11 febrero, 2014 a 4:59 — Responder

    Tienes razón el atardecer esta genial, combinado con el efecto de el agua y por su puesto mezclado con el deporte, no creo que aya una mejor!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *