El pasado domingo, tras disfrutar de un emocionante reencuentro con compañeros blogueros y héroes locales, volví desde la capital del reino, haciendo uso del bus. Muchas de las personas a las que se lo dije, se sorprendieron de que no usara el avión o el tren y me advirtieron de que sería una paliza. Y es que a veces, hacer las cosas de diferente forma, me permite conocerlas de cerca y poder opinar. Así que ahora puedo decir, que he probado la clase Supra de Alsa.

Autobús de la clase Supra en el intercambiador de la Avenida América.

Autobús de la clase Supra en el intercambiador de la Avenida América.

El proceso de compra por internet desde la web de Alsa, tuvo alguno que otro problema puntual (debido al servidor), pero que se solucionó sin mayores y con el soporte online de @alsa_autobuses desde twitter, algo impensable en muchas otras compañías de las que no quiero acordarme. Da gusto comprar de forma rápida y clara sin que el precio de tu billete vaya subiendo a cada paso que avanzas. El billete de Madrid a Barcelona, me ha costado 37,5 €. Un poco más de lo habitual por tratarse de un autobús de la clase Supra y un billete sólo de ida (el de ida y vuelta, sale por poco más de 65€). El intercambiador de Avenida América, además, cuenta con consigna, por lo que pude dejar mi equipaje en la estación y disfrutar de la ciudad hasta el último momento.

Acceder al bus, no requiere más que cantarle el localizador de la reserva y enseñar el DNI al chófer. No es necesario ni que imprimas tu billete. Instalarse dentro, es sencillo, cuando encuentras los números de los asientos pintados en la ventana (cosa no tan fácil por la noche). Cada fila sólo tiene tres asientos, por lo que la anchura de cada uno es mucho mayor de lo habitual, y eso se nota y mucho. Las butacas son de piel, reclinables, con apoya pies, mesita y posa vasos,  cuentan con un servicio de entretenimiento a la carta.

Asientos cómodos y amplios con servicio de televisión y música a la carta.

Asientos cómodos y amplios con servicio de televisión y música a la carta.

Puedes elegir películas, series, canales de televisión, música, documentales… e incluso ver la cámara frontal del autobús para ir viendo la carretera o si lo prefieres, el maletero. Muchos de los asientos (no todos, así que consúltalo en la web antes de elegir tu asiento), cuentan con enchufes, cosa muy útil para cargar el teléfono o conectar el ordenador. En el precio del billete, también está incluído un botellín de agua (o al menos yo no lo pagué…) y los auriculares por si te los has olvidado.

Es verdad que los trayectos en autobús, son largos (7 horas en este caso), pero para los que gustamos de disfrutar del camino, y evitar, si se puede, el avión, es una opción más que recomendable. Y si en algún momento te aburres o te cansas de ver la tele, también tienes disponible WiFi gratuita con la que conectarte a internet. El baño completo, aunque no lo tuve que visitar, salía en el vídeo presentación tan estupendo como los de la Presley.

Servicio de televisión y cine para no aburrirte.

Servicio de televisión y cine para no aburrirte.

¿Qué más se le puede pedir? Pues que puedas dormir durante la noche. Y tengo que reconocer, que aunque no es como dormir en tu cama, logré dormir bastante bien todo y la novedad. Eso sí, es más que recomendable algunas cosas:

  • Lleva ropa ligera y algo con lo que abrigarte. Hizo bastante calor (aunque la temperatura se reguló en cuanto se avisó al chófer)
  • No te olvides de llevar tampones para los oídos. Que sólo ronque una persona en el bus y te toque a tu lado es cuestión de suerte. Y yo tengo mucha.
  • No dejes tu botella de agua en el suelo, o te desaparecerá. Las curvas es lo que tienen. Yo acabé gateando a oscuras por el pasillo en busca de mi botella desaparecida (que no encontré, claro).
  • Compra con antelación. Los servicios de este tipo de clase son muy pocos, y se llenan rápido.

A la ruta entre Madrid y Barcelona le faltan más servicios de este tipo de clase. Espero que Alsa pronto nos dé buenas noticias y tengamos más servicios disponibles y sobre todo, nuevas rutas hacia otras ciudades. En mi opinión, es un servicio que destaca por su ajustado precio y su buena calidad, algo a lo que en temas de transporte, no nos tienen demasiado acostumbrados todas las empresas.

Se agradece que el chófer anuncie las paradas de forma clara y sin necesidad de que parezca que sortea un perro piloto en la tómbola del pueblo, lo que te permite seguir durmiendo durante toda la noche. Vamos, que la experiencia ha sido positiva y ya estoy esperando la oportunidad para hacer el mismo trayecto pero durante el día, para así disfrutar, además, del paisaje, la wifi y si se tercia, el baño.

* No se trata de un post patrocinado.

 

[OA-Madrid]

 

 

 

 

Artículo anterior

Primer encuentro de Héroes Locales de Nomaders #localheroes

Artículo siguiente

Excursión al mercado flotante de Amphawa - Mercado en las vías del tren de Maeklong

11 comentarios

  1. ruth
    10 abril, 2012 a 23:27 — Responder

    Hola!!! He leído tu post de casualidad, ya que estoy buscando información sobre de dónde sale el autobús. Mañana por la noche hago el trayecto Madrid-Barcelona y tengo un tiempo justito para llegar a Avenida América, no conozco el intercambiador y temo perderme… No sé si puedes ayudarme, pero necesito orientación sobre dónde está el autobús en cuestión…para encontrarlo rápidamente.LLego al intercambiador desde Atocha-Renfe con el C2…
    Gracias mil!
    Ruth

    • 11 abril, 2012 a 7:58 — Responder

      Hola Ruth! espero leas esto a tiempo. no te procupes por el intercambiador está todo muy bien señalado. Cuando llegues desde el metro, sigues las indicaciones de bus de largo recorrido y te llevará a hasta las taquillas. A tu derecha queda una sala alargada y al fondo la puerta que da a los andenes donde están los autobuses. Si preguntas en taquilla te dirán el andén. No hay pérdida.

      Buen viaje!

  2. Cristina
    15 mayo, 2012 a 23:37 — Responder

    Hola. ¿Podría alguien confirmarme si hay servicio de consignas para equipaje en la estación de Avenida de América? En caso afirmativo, ¿Son espaciosas, cabe una maleta grande? Ah y precio aproximado. Gracias

    • 18 mayo, 2012 a 19:50 — Responder

      Hola Cristina,

      sí hay consignas en el intercambiador de Avenida América. Son espaciosas, pero depende de la maleta claro. Creo que me costó sobre unos 3€ no lo recuerdo bien, pero no son caras.

  3. maik
    13 enero, 2013 a 10:03 — Responder

    tampones para los oídos xD

  4. Jacqueline Rajmanovich
    8 febrero, 2013 a 21:58 — Responder

    Hola!
    he leído la descripción y los comentarios respecto a dejar el equipaje en consigna. Pero mi duda es respecto al tamaño o medida del espacio disponible. Tengo dos maletas aprox. de 60x40x20. Sabrán decirme si las podré dejarlas en la consigna del Intercambiador América?
    Muchas gracias!
    Jacqueline

    • 14 febrero, 2013 a 15:16 — Responder

      Jaqueline no te puedo decir… eso mejor habla con la propia oficina de Alsa en el intercambiador.

  5. 18 febrero, 2013 a 23:43 — Responder

    Gracias por la información tan detallada. Nunca me había planteado viajar a Madrid en autobús pero con lo que dices es posible que el próximo viaje si lo pruebe.
    Gracias

  6. NINA
    16 noviembre, 2013 a 19:07 — Responder

    Hola! Gracias por tu post! Me ha sido de gran ayuda!

    Yo no he podido acceder al mapa de asientos de alsa. Sabes decirme cuales son los asientos con enchufe? Yo voy en categoria supra economy.

    Muchas gracias y un saludo!

    • 23 diciembre, 2013 a 10:25 — Responder

      Nina, toda la información está en la página web de Alsa. Por teléfono y twitter también te atienden muy bien.

  7. […] Photo Credit: Viajar, Comer y Amar […]

Responder a NINA Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *